miércoles, 19 de febrero de 2020

La pintura de Beato Álvaro en la iglesia parroquial de San Jacinto

   Déjame ExplicArte Sevilla, déjame ExplicArte la pintura al óleo sobre lienzo de Beato Álvaro, en los muros de la iglesia parroquial de San Jacinto, de Sevilla. 
El Beato Álvaro. Vicente Alanís, 4/4 s. XVIII.
Igl. de San Jacinto
  Hoy, 19 de febrero, en Córdoba, en la región hispánica de Andalucía, conmemoración de Beato Álvaro, presbítero de la Orden de Predicadores, célebre por su predicación y la contemplación de la Pasión del Señor (c. 1430) [según el Martirologio Romano reformado por mandato del Sacrosanto Concilio Ecuménico Vaticano II y promulgado con la autoridad del papa Juan Pablo II].
   Y que mejor día que hoy para ExplicArte la pintura al óleo sobre lienzo de Beato Álvaro, en los muros de la iglesia parroquial de San Jacinto, de Sevilla.
   En la iglesia parroquial de San Jacinto de Sevilla, encontramos de entre las pinturas que decoran sus muros el óleo sobre lienzo dedicado al Beato Álvaro, obra de Vicente Alanís en el último cuarto del siglo XVIII, concretamente en la nave central, la primera al entrar en en la iglesia, en la zona derecha (colindante con la nave de la epístola).
   Estos tienen algunas diferencias con las pinturas al temple de las pechinas. Las figuras de mayor tamaño, con el fondo de las respectivas historias de los santos, ofrecen una cierta sofisticación,muy diferente del carácter amable y de mayor abigarramiento que ofrecían las pinturas de Alanís en San Nicolás y en la capilla sacramental de Santa Catalina, realizadas una quincena de años atrás. Parece que sustituye los detalles menores y las anécdotas por rasgos más definitorios que puedan servir más directamente al potencial devocional de las pinturas. Si no fuera por los abombamientos y el lamentable estado de conservación en que se encuentran, podrían considerarse algunos de los mejores ejemplos de la producción de este artista y un buen síntoma de paulatino cambio de estilo en su pintura, desde la versión rococó de las de los años sesenta a estas más sosegadas del incipiente academicismo.
   Representa esta pintura un episodio característico de la vida de este santo zamorano, introductor de la reforma dominica en España a través del epicentro del convento de Santo Domingo de Escala Coeli, fundado por él en la sierra de Córdoba en el año 1427. Se trata del ejercicio del piadoso Vía Crucis que este santo implanta en la Península Ibérica. Lleva sobre sus hombros un crucifijo y así recorre la toponimia de lugares de la Pasión de Cristo que dispuso alrededor de su convento.Todo esto con objeto de crear una mayor identificación con los dramáticos lugares y momentos pasionistas. La escena tiene lugar en un paisaje que deja entrever parte de la sierra cordobesa. A un lado se identifica el convento dominico y otros compañeros de la misma orden arrodillados y con actitud implorante, esperando la terminación del rezo de las estaciones por parte de San Álvaro. Por encima de la cabeza del santo, aparece un grupo de ángeles que porta los atributos propios de la Pasión para enfatizar el carácter penitencial de la acción que se representa. El lamentable estado de conservación en el que se halla este lienzo impide apreciar mejor detalles como la arquitectura del edificio conventual y la cascada que se desprende de la montaña de la derecha (Álvaro Cabezas García, Las pinturas de Vicente Alanís en la iglesia conventual de San Jacinto de Sevilla, 2010).
Planta de la Iglesia de San Jacinto en un plano
de la ciudad de Sevilla.
   Si quieres, déjame ExplicArte Sevilla, déjame ExplicArte la pintura al óleo sobre lienzo de Beato Álvaro, en los muros de la iglesia parroquial de San Jacinto, de Sevilla. Sólo tienes que contactar con nosotros en Contacto, y a disfrutar de la ciudad.

   Más sobre la Iglesia de San Jacinto, de Sevilla, en ExplicArte Sevilla.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

El Patio de las Doncellas, del Real Alcázar

El Patio de las Doncellas, del Real Alcázar.    Déjame ExplicArte Sevilla , déjame ExplicArte el Patio de las Doncellas, del Real Alcáz...